Categorías
Ubuntu Ubuntu Edge

Ubuntu Edge no consigue su objetivo, ¿qué nos deparará el futuro?

Era muy difícil. En Canonical fueron ambiciosos al lanzar una campaña de crowdfunding para su proyecto Ubuntu Edge. Querían recaudar 32 millones de dólares para poder desarrollar y fabricar un primer lote de 40.000 terminales, pero finalmente «solo» consiguieron 12,8 millones de dólares, una cifra que no osbtante ha supuesto un nuevo hito en este tipo de campañas.

El fracaso no ha sido completo, desde luego. Ubuntu ha conseguido notoriedad en el mercado, y el propio Mark Shuttleworth comentaba como varios fabricantes se han interesado por el proyecto. Así pues, puede que no tengamos un Ubuntu Edge de Canonical en 2014, pero quién sabe si algun fabricante cogerá el testigo y fabricará un dispositivo similar con esas prestaciones y con la colaboración de la empresa de Shuttleworth.

Eso es lo que esperamos todos los que apoyamos el proyecto económicamente. Shuttleworth ha asegurado que PayPal devolverá el dinero a los participantes en los próximos 5 días, así que ese aspecto está resuelto.

Ahora queda por ver si Canonical vuelve a retomar este tipo de iniciativas en el futuro, algo que tampoco descartaba el creador, que dice haber aprendido de los aciertos y errores de una campaña que se ha convertido en un referente a pesar de haber fracasado económicamente.

7 respuestas a «Ubuntu Edge no consigue su objetivo, ¿qué nos deparará el futuro?»

El cuento de la buena pipa una y otra vez. Canonical batirá el récord de la trola non-stop. Drowdfunding es cuestación popular. ¿No se os cae la cara a trozos de vender cuentos chinos? ¿Record una cuestación popular de 12,1 MM €? Por favor, una cosa es que no esté mal, nada mal y otra que sea un récord hombre.

Yo creo que si hubieran conseguido el dinero los de Canonical podrían tener un buen marrón entre manos en el que podrían perder mucha credibilidad.

Aunque realmente están consiguiendo destruir poco a poco esa gran comunidad que consiguieron con los bruscos cambios de timón continuos que están dando y el descuido en la calidad final de su principal producto.

Y lo peor de todo es que para muchos no iniciados, pero si usuarios de Ubuntu por la asociación con «distro amigable», Ubuntu es igual a Linux. Y al final acabaran perjudicando la imagen de Linux entre aquellos que se atrevieron a acercarse a la orilla y meter los pies en el agua, pero que nunca se mojaron mas allá de los tobillos. Y me temo que hablamos de una cuota importante de usuarios de esa distro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.